• Ignacio Arroyo Montes

Los márgenes comerciales de los productos frescos comienzan un ciclo de incremento en el primer seme

Según los datos recabados por Creed España directamente del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (MAGRAMA), durante el primer semestre de 2012 se aprecia un cambio de ciclo en el diferencial entre el precio final de los productos frescos y su precio en origen, en contraposición a la tendencia negativa observada durante los años 2010 y 2011. 


El fenómeno, relacionado directamente con un descenso de los precios de origen entre enero y junio de 2012, se enfatiza en el segmento de las frutas, seguido a cierta distancia por el de pescado y marisco y el de carnes.

Atendiendo a cifras históricas, desde el año 2006, parece que esta situación se engloba en uno de los ciclos del denominado “fenómeno contracíclico”, en el que a un periodo de descenso del precio en origen, le sigue un incremento en el margen comercial, y a un periodo de incremento en el precio en origen le sigue, a su vez, un descenso porcentual en el margen comercial. Esta situación se debe a que los distribuidores, con el objeto de estabilizar la demanda, no compensan de forma inmediata los cambios en el precio en origen con cambios en sus márgenes comerciales, sino que asumen temporalmente dichos cambios, que luego compensan entre distintos productos.


Por tanto, a qué se debe que el incremento del margen comercial sea, en determinados periodos con respecto a otros, más acusado que el decremento en el precio de origen; o que, por el contrario, un incremento suave en los precios de origen vaya acompañado de un descenso acusado en el margen comercial.

La explicación debería encontrarse en esos factores exógenos y coyunturales que determinan la actividad económica en un sector con múltiples actores implicados y no tanto en la relación entre ambas variables que, vistos los resultados, parecen convivir con relativa “armonía”.

0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo